martes, 1 de abril de 2014

Cakeballs: leones, osos y lechuzas

Y seguimos con más animales, esta vez les ha tocado a animales un poquito más salvajes. Las lechuzas son las que más gustan, imagino que por todo el colorido que llevan, pero en el pedido de esta vez querían un surtido, así que me puse manos a la obra.




Las lechuzas las hice de bizcocho y frosting de vainilla, la diferencia con las anteriores es que la cápsula que llevan es de chocolate, luego se come absolutamente todo, los ojos, la nariz, los topitos...hasta el lacito.

Después estuve pensando qué otros animalitos podía hacer, así que me decidí por leones y osos, los leones fueron inspirados por mi libro de Bakerella, en el que vienen muchas ideas aunque, a veces, hay que improvisar por carecer de los sprinkles que especifica el libro. En este caso, como quien recibía no es muy amante del chocolate blanco no pude utilizar colorante para hacer los leones más anaranjados, aunque con las pepitas de chocolate con leche que tienen por melena me pareció una idea simpática el hacer unos leones morenitos, jejej, ah!he de decir que hay una errata, con el despiste les he puesto lazos a los leones para hacer leonas cuando las leonas no llevan  melena, (ejem...), de esto me di cuenta cuando ya había pegado todos los lazos y no había marcha atrás, me lo apunto...para la próxima entrega. Los leones están hechos de bizcocho con manteca de cacahuete, son algo menos dulces pero muy buenos también. 

 

Y por último, los osos con carita de locazos. Están hechos de oreo y chocolate, bueno...de esta mezcla no digo nada porque absolutamente todos opináis que está deliciosa, hasta para los que no sois demasiado chocolateros. 

 

Espero que os hayan gustado mis bichitos. Hasta la próxima!

Beatriz
 

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Deja aquí tu comentario.