jueves, 22 de mayo de 2014

Cakepops&Galletas de comunión

La entrada de hoy va de un pedido que nos han hecho de cakepops y galletas para una comunión. Estábamos emocionadísimas porque es nuestro primer pedido en el que lucimos los dos productos juntos. Y estamos muy orgullosas de nuestro trabajo.



Estuve dando vueltas y vueltas al diseño que iba a darle a los cakepops, y de repente se me ocurrió, una paloma. Lógicamente no le di la forma al cakepop pero, como ya sabéis, si podía hacerlo con fondant, así que me puse al lío. 

Empecé a hacer palomas como una loca y al final hice una bandada de ellas, la verdad que me quedaron cucas, les puse sus hojitas debajo en dos tonos de verde y les espolvoreé un poquito de purpurina dorada por encima.
 
 A todo esto, mientras hacía los cakepops, diseñé la etiqueta que iban a llevar tanto las galletas como los cakepops, algo sencillo pero mono. He llegado a una conclusión, para la próxima hago las etiquetas cuadradas, porque eso de cortarlas en redondo dificulta mucho su precisión.

Las galletas son de dos tipos, palomas y cálices, los detalles llevan también una purpurina y quedaron ideales, además de deliciosas. 

Los cakepops están hechos de galleta digestive y crema de chocolate, con baño de chocolate blanco, y también están deliciosos.

Una vez hechos los cakepops y las galletas, había que colocarlos en la cesta...He pasado mucho miedo, porque yo pensaba que la cesta era pequeña pero pese a todo empecé a colocar. Como podéis ver en la foto, ese era el hueco que me quedaba para el resto de galletas de la mesa y ¡18 cakepops!

 Seguí manos a la obra, volví a sacar todas las galletas y metí el corcho, comencé a pinchar los cakepops después de haber colocado unas cuantas galletas en los laterales y, poco a poco, me cupieron todos, después seguí colocando el resto de galletas. Todo con muchísimimo cuidado como si estuviera desactivando una bomba a punto de explotar, todo suave y atacada de los nervios de que no se me rompiera nada.

¡Misión cumplida! Todo entró perfectamente, como los cakepops tapaban las galletas al estar un poquitín más elevados, colgué una paloma del asa porque además quedaba muy bien con la etiqueta.

Ahora solo queda una cosa. Llevo toda esta semana rezando a todos mis dioses para que haga fresquito, tampoco mucho con 20º ya está bien, para que los cakepops no corran peligro de fundición, así que, hasta que no llegue el sábado y sepa que todo está en orden no me quedo tranquila.

Espero que os haya gustado.

¡Hasta la próxima entrada!

6 comentarios:

  1. Son una preciosidad, como todos, pero estos tienen unos detalles muy adecuados para lo que son, una Primera Comunión. Son ideales, la decoración, las etiquetas personalizadas y... seguro, seguro, que van a disfrutarlos, por su exquisito sabor y graciosa presentación. Pequeñas obras de arte que encantarán a todos/as, pequeños y mayores.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Carmen. La verdad que llevaron mucho trabajo pero mereció la pena.

      Eliminar
  2. Ha quedado todo superbonito. Las palomas son una moneria y las galletas una preciosidad. Me gusta muchísimo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Almudena. Las palomas quedaron muy monas porque además no eran todas iguales ya que hay que hacerlas una a una.

      Eliminar
  3. Os felicito por el trabajo. Fue todo un éxito. Además de lo deliciosos que estaban, la presentación era impecable y destacaba por el buen gusto y elegancia. Todas las personas quedaron encantadas y el pequeño anfritrion feliz.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, nos alegró mucho que a todos les encantara nuestro trabajo

      Eliminar

Deja aquí tu comentario.